25/09/2020
El acontecer

Lo que acontece a tu alrededor

¿Se irá Messi del Barcelona? – Todo lo que tienes saber de su posible salida

Internacional, Deportes/ ¿Se irá Messi del Barcelona? – Todo lo que tienes saber de su posible salida

Lionel Messi sorprendió a todo el mundo tras comunicar su salida el día 25 de agosto, a través de un burofax dirigido a la directiva del FC Barcelona, donde comunicaba su intención de ejercer la cláusula en su contrato que lo deja marcharse gratis al final de la temporada 2019/2020. Desde esa fecha, los medios de comunicación han estado al pendiente todos los días para conocer lo que sucede en el entorno tanto del jugador como del club, pero por el momento ni el presidente del equipo, Josep María Bartomeu, ni Messi han dado declaraciones; aunque se han presentado sucesos clave que podrían cambiar la situación totalmente, los cuales te vamos a contar para que estés bien informado sobre la salida de Messi del club que lo vio crecer.

Después de que el FC Barcelona recibió el burofax, inmediatamente se pusieron en contacto con el astro argentino para convencerlo de quedarse en el equipo; mientras esto pasaba, algunos aficionados culés se daban cita en las afueras del Camp Nou para pedir la dimisión de Bartomeu. El club no logró convencer al seis veces balón de oro de mantenerse en la institución, por lo que le comunicaron que la cláusula que quería ejecutar ya no estaba vigente, y que cualquier club dispuesto a fichar a Messi, debería de pagar su cláusula de rescisión de contrato de 700 millones de euros. El contrato del jugador es de tres temporadas más una opcional, el final de la campaña 2019/2020 marca el cumplimiento total de esas temporadas obligatorias, por lo que en teoría Messi tendría todo el derecho de irse gratis a cualquier otro equipo, pero el contrato estipula que la cláusula de salida debió de ser ejercida antes del 10 de junio, días después del fin de una temporada normal; pero como todos sabemos, todo se tuvo que retrasar por la pandemia y la temporada 2019/2020 finalizó a finales de agosto, así que el jugador de 33 años piensa que aún puede ejercer la cláusula, además de que para el 10 de junio el futuro deportivo del equipo aún no estaba resuelto.

La presión social para que Bartomeu dimitiera iba aumentando considerablemente con el pasar de los días debido a que aún se tenía esperanza de que Messi optara por quedarse si el presidente renunciaba a su cargo, y el club comunicó al argentino que Bartomeu se iría de la institución si decidía quedarse, pero el rosarino hizo caso omiso a esto y siguió al frente con su postura inicial. A pesar de esto, el 28 de agosto se presentó una moción de censura por un grupo opositor para relegar a Bartomeu del cargo, argumentando que la situación por la que estaba pasando el club era gracias a su mala gestión. Después de todo esto, es posible llegar a una conclusión: Lionel Messi se quiere ir del Barcelona, lo que hace tiempo parecía imposible, ahora es una realidad.

Desde que se confirmaron las intenciones de Messi de irse, varios equipos que habían estado relacionados con el fichaje del argentino en un pasado, se empezaron a manifestar; el Inter de Milán, el PSG, el Manchester City y la Juventus parecen ser los equipos que pueden realizar el fichaje según su situación económica, aunque las directivas de los clubes italianos y del PSG han declarado que de momento no están interesados en hacerse de los servicios del futbolista, por lo que el Manchester City parece ser el único candidato; de hecho se había comentado que el entrenador del conjunto inglés, Pep Guardiola, había hablado con Leo Messi; también se empezó a rumorear que la oferta que se le haría al Barcelona, consistiría en un traspaso de 100 millones de euros más tres jugadores; y la oferta que se le haría Messi, sería un contrato de tres años más otros dos en el New York City de Estados Unidos, equipo que comparte dueño con el conjunto de Manchester y con otros clubes alrededor del mundo.

Si se concretara la salida del futbolista, la liga española sería la más perjudicada de todo esto debido a que perdería mucho dinero en derechos televisivos y en algunos otros aspectos; por lo que LaLiga emitió un comunicado oficial que decía que cualquier equipo que quisiera fichar a Messi, debe de pagar los 700 millones de euros de su cláusula de rescisión. Por el momento el Barça no está dispuesto a negociar con ningún otro equipo el traspaso, y además ha expresado que por ningún motivo tiene intención de dejar salir al jugador, y que únicamente estarían dispuestos a llegar a un acuerdo si se trata de la renovación de contrato. Hasta el momento es el club quien tiene la ventaja, no únicamente por tener el apoyo de LaLiga, sino también porque parece ser que el Manchester City se estaría replanteando el fichaje debido a que el impacto económico puede ser bastante considerable.

Está claro que es inviable que alguien pague la cantidad de dinero de la cláusula de rescisión, y si el Barcelona no está dispuesto a negociar, la única alternativa que le queda a Messi es seguir luchando para que sea válida su cláusula de salida coste cero, porque así se desvincularía totalmente del club catalán y el equipo que lo quiere contratar no tendrá que desembolsar mucho dinero. Parece ser que la solución más pacífica a todo esto sería que el Barcelona esté en la disposición de negociar con otro club, y que el jugador no quiere irse gratis sí o sí, lo cual es más probable a suceder que lo primero. A pesar del panorama poco alentador, el argentino decidió declararse en rebeldía, por lo que no asistió a las pruebas PCR el pasado domingo, y tampoco se ha presentado a los entrenamientos a lo largo de la semana, todo esto debido a que piensa que ya no pertenece a la institución.

El 2 de septiembre se reunieron el padre de Leo Messi, Jorge Messi, y el presidente del club Josep María Bartomeu; en esta reunión las dos partes no cedieron y se mantuvieron firmes con sus respectivas posturas, por lo que no se llegó a ningún acuerdo, pero se espera que lleven a cabo más reuniones en los próximos días, y por lo pronto habrá que esperar para obtener más información.

En caso de que no se llegue a un pacto, se podrían presentar dos situaciones; que Messi siga en el equipo ya sea jugando o negándose a jugar, que el club y el jugador terminen en los juzgados, o que el equipo que quiera hacerse de los servicios del jugador presente un transfer provisional a la FIFA; el segundo caso consiste en que sea un juez que determine si la cláusula de la salida de Messi es válida o no, en caso de que si, el jugador será libre de negociar con otro club e irse a coste cero; en el caso de que no sea válida, el jugador seguirá ligado al Barcelona. La opción del transfer provisional es la que dejaría al Barça muy mal parado, esto porque si el club que quiera fichar Messi presenta un transfer a la FIFA, lo más probable es que se conceda el traspaso debido a que en este tipo de casos, es prioridad el deseo del jugador.

Parece que esta situación no se resolverá en poco tiempo tomando en cuenta que nadie quiere ceder, y el hecho de no llegar a un acuerdo puede llevar todo esto a un punto mucho más complejo que sería perjudicial para la imagen tanto de la institución como del futbolista. No se sabe cuál será el desenlace de esta disputa, pero lo que sí está claro es que nadie pensaba que la salida de Messi del Barcelona fuera de esta manera; una historia de amor que parecía que nunca iba a acabar, está a punto de romperse por completo.

Comments

avatar
  Subscribe  
Notify of